Transcripción/Traducción de entrevista con WBAI

Entrevista: “La Gente” con Rakim Brooks, WBAI 99.5 FM, wbai.org
Entrevistados: Santiago Rincón Gallardo y Sara Vogel de la EIMLE
Fecha: 2 de febrero de 2012
Archivo: http://archive.wbai.org/files/mp3/wbai_120202_140100voices.mp3

RAKIM: Buenas tardes, es el 2 de febrero y estás escuchando el programa “La Gente” con Rakim Brooks en WBAI Nueva York 99.5 FM.

Esta semana, vamos a discutir la crisis educativa de los Estados Unidos desde una perspectiva internacional. Y esto no quiere decir que vamos a comparar a los alumnos de los Estados Unidos con los alumnos de otros países. Las diferencias entre las estadísticas de Estados Unidos y otros países ya son bien documentadas. En Estados Unidos, 1.2 millones de alumnos desertan la escuela preparatoria cada año, un promedio de 7,000 cada día. En Estados Unidos, 69% de los alumnos se gradúan de la preparatoria, que es casi 10% menos alumnos que en el año 1968. Además, los que se gradúan no están preparados para entrar en la universidad. Según el gobierno federal, 35% de los que se gradúan requieren clases de remediación en la universidad. El grupo que administra el ACT, uno de los exámenes que se requiere para entrar en la universidad, dice que la cifra de alumnos que requieren un tipo de remediación en la universidad es cerca de más de 70%. Muchos de los alumnos que requieren remediación son los más pobres y son de grupos de minorías raciales y étnicas.

Estas son las cifras de la crisis educativa en los Estados Unidos. Pero en vez de hablar sobre ellas, queremos enfocarnos en las perspectivas que vienen de personas que han enseñado o han hecho investigación en otros países. Hoy, tenemos en el programa algunos académicos que hacen la comparación: Ann Lee, una integrante de la organización Demos, Santiago Rincón Gallardo, un estudiante del doctorado de Harvard y asesor de la Secretaría de Educación de México, y por último, Lindsay Wharton, una becaría Rhodes y estudiante del doctorado de la Universidad Oxford. Hoy, no vamos a perdernos en la política de la derecha vs la izquierda. La semana pasada, hablamos específicamente de políticas de la izquierda sobre la pobreza. Esta semana, quiero enfocarnos en lo que los Estados Unidos podemos aprender de otros países con respeto a la política educativa.

Ahora vamos a escuchar de Santiago Rincón Gallardo y Sara Vogel, una amiga mía de hace mucho, sobre una filosofía y una técnica educativa en México que ve a la educación como un recurso comunal. Pero antes de hablar con ellos, me gustaría presentar una grabación prevista del método que puede explicar mejor que yo el trabajo de la Estrategia Integral para la Mejora del Logro Educativo, un equipo dentro de la Secretaría de Educación en México que está ayudando a miles de alumnos y sus maestros a cambiar el sistema educativo allá. Lo que van a escuchar es un ejemplo de una filosofía que está llamando la atención y transformando resultados de las escuelas con el rendimiento más bajo de todo México.

Versión de dicha grabación en español aquí.

Acaban de escuchar una grabación sobre una filosofía educativa que se está llevando a cabo en México, y ahora tenemos uno de los cofundadores de la metodología, Santiago Rincón Gallardo, que es un estudiante del doctorado de la Universidad Harvard, asesor de la Secretaría de Educación de México y miembro del gabinete de directivos del Instituto de Educación Democrática de América. Su trabajo investiga y promueve la educación como movimiento social y por los últimos 12 años, ha promovido cambio educativo grassroots (de abajo hacia arriba).

También, estamos hablando con Sara Vogel, una amiga mía que es nativa de Nueva York. Participó en el programa Teach for America como maestra de español e inglés por dos años. Enseñó en la colonia East Harlem en Nueva York. Ahora, está adquiriendo una nueva perspectiva nueva sobre cómo analizar  y catalizar el logro educativo como una becaria de Princeton en Latinoamérica con Redes de Tutoría (ONG), una organización mexicana con la misión de reformar el sistema educativo desde abajo hacia arriba. Tiene su licenciatura de Columbia y la maestría en educación bilingüe de la Universidad de la Ciudad de Nueva York – Hunter College.

Gracias por venir al programa.

SARA y SANTIAGO: De nada, gracias a ti.

RAKIM: Ahora sabemos un poco más sobre cómo funciona la metodología, pero ¿Cuáles son los orígenes de ella?

SANTIAGO: Esta metodología comenzó en las escuelas hace años, pero empiezo con la parte más reciente de la historia: En 2004, un equipo de Redes de Tutoría inició un trabajo apoyando a secundarias en 8 comunidades en 2 estados diferentes. La idea fue pasar tiempo con los maestros dentro de sus salones de clase, tratando de ayudarles a determinar cómo podían transformar sus salones en comunidades de aprendizaje. Empezamos en el año 2004 y el año siguiente, la práctica se empezó a expandir a docenas de escuelas orgánicamente a través del desarrollo de redes entre los actores: maestros, directores, etc., hasta hoy, cuando hemos logrado trabajar en 6,000 escuelas en varios estados del país.

RAKIM: ¿Cuáles han sido los impactos de la metodología en las escuelas dónde la llevan a cabo?

SANTIAGO: Considero que el primer impacto es que los maestros se han apropiado del proyecto. Ellos han sido los actores principales que han consolidado y expandido el programa, que es algo que no se ha visto antes en el sistema educativo público en México. Ellos son los que llevan el modelo. En términos más cuantitativos, escuelas que empezaron hace 2 años están aumentando el número de alumnos que están calificando en las dos categorías más altas de la prueba nacional y están bajando el número de alumnos que están calificando en los niveles insuficientes, en solamente 2 años.

RAKIM: Mencionaste la idea de la “comunidad de aprendizaje”. ¿Qué quiere decir con eso? ¿Es una filosofía de educación que tienes?

SANTIAGO: Esa es la filosofía pero también es la práctica. Lo que verías en el salón de clases son alumnos y maestros trabajando en grupos pequeños, en pares, o individualmente. Cada alumno está trabajando su propia investigación. Los alumnos tienen la oportunidad de elegir lo que quieren estudiar y los maestros son los tutores de los alumnos. Les ayudan a aprender independientemente y a estudiar sus temas más profundamente. Los alumnos no solamente aprenden el contenido sino que también determinan cómo lo aprendieron. Después de dominar un tema, los alumnos presentan en una demostración pública lo que aprendieron a sus compañeros. Después de demostrar, ellos tienen la responsabilidad de ser tutores para sus compañeros y aún de otros adultos. El conocimiento que se está construyendo se convierte en un fondo común que es disponible a todos los miembros de la comunidad.

RAKIM: Sara, me gustaría involucrarte en la conversación. Enseñaste en East Harlem, en una comunidad de bajo rendimiento y también, has sido testigo de esta metodología, que nunca ha sido introducida en ninguna parte de los Estados Unidos, ¿estoy correcto en esto, Santiago?

SANITIAGO: Sí.

RAKIM: Entonces, Sara, ¿Cuáles son tus perspectivas y opiniones sobre cómo la metodología funciona en México? ¿Podría funcionar en los Estados Unidos?

SARA: Uno de los desafíos a los que me enfrenté como maestra en East Harlem fue que tuve, digamos 25 alumnos en un salón de clases, todos trabajando con niveles distintos de lectura, matemáticas y su habilidad de socializar en grupos. Esa diversidad es lo que enriquece un salón de clases. Pero en mi primer y segundo año como maestra, la diversidad a veces fue difícil de manejar porque tienes varios alumnos, todos con sus necesidades particulares y nunca piensas que tienes tiempo suficiente para verle a cada uno a los ojos y determinar qué es lo que está dificultando su aprendizaje. En la grabación que escucharon, Morgan recibe esta atención de un alumno que ya dominó el tema y como dice Santiago, demostró que ha dominado el tema en frente de la comunidad, entonces tuvo la preparación para sentarse con alguien aún mayor que él, para verle de frente, determinar las deficiencias de ella y cómo podría ayudarle. Este es un lujo que pensamos que no tenemos en los Estados Unidos y que podríamos tener. Creo que esta metodología podría funcionar en los Estados Unidos para echar una mano a los maestros que están intentando hacer diferentes sus lecciones.

RAKIM: Unos comentarios muy sagaces. ¿Cuáles podrían ser algunos de los obstáculos que dificultarían el proceso de llevar esta metodología en los Estados Unidos? Primero, podemos pensar en el ejemplo de José Luis. ¿Es un salón de clases de 25 alumnos? ¿Es un programa extra-escolar? ¿Cómo está estructurada la dinámica para facilitar ese trabajo?

SARA: Yo podría hablar sobre este punto porque visité su escuela en particular. José Luis asiste una escuela de la modalidad de Telesecundaria, es una escuela rural. El número  en cada grupo es variable, puede ser entre 15, 30 ó 40 alumnos en cada salón. Y en algunas de las escuelas más grandes en México, podrías tener inclusive hasta 50 alumnos en un salón de clases. Como funcionaría en un salón de clases es que tendrías a un alumno como José Luis tutorando a un compañero, porque es algo que aprendió ya, tal vez con su maestro o con otro alumno. Todo el salón está lleno de estos pares de alumnos. Un maestro iniciaría la red con los alumnos que tendrían interés. Dirían “¿Quiénes de ustedes les gustaría trabajar en tutoría hoy?” De allí, tutorarían a unos dos alumnos hasta que sean expertos, que después tutoran a los siguientes dos, que tutoran a unos dos hasta que tengas a todos en el salón trabajando en tutoría en la comunidad.

RAKIM: Entonces, Santiago, Sara están aprobando a esta metodología, diciendo que podría funcionar, aún con grupos grandes. Hay algunos obstáculos que ves, o piensas que… podría ser algo que por lo menos, debemos intentar, pero me gustaría definir si hay algunos obstáculos.

SANTIAGO: Creo que la práctica, de hecho, es algo muy sencillo. Cuando la gente nos visita, puede asumir la práctica muy rápido. No creo que este sería el desafío principal. Creo que el desafío más fuerte tiene que ver con el hecho de que nuestro programa está desarrollando política educativa desde una lógica muy diferente de la manera en que la política tradicionalmente está hecha o implementada. Como una primera distinción, nuestra política está mejorando la práctica pedagógica de adentro hacia afuera. Usualmente, la política bombardea a las escuelas con programas de afuera hacia adentro: llevando nuevos currículos, materiales, exámenes nacionales, tratando de causar que las escuelas actúen en una manera diferente. La lógica que estamos usando para promover el cambio y la lógica con la cual hemos tenido éxito, es al revés. Empezamos adentro del salón de clases con el maestro. De allí tratamos de entender cómo podemos cambiar las prácticas, las estructuras, las neuronas alrededor del salón de clases para poder apoyar la mejora del aprendizaje de salones de clases concretos y comunidades. La otra parte del diseño que es contra-cultural a la lógica del desarrollo de política, es que hemos tratado de asegurar que los líderes del proyecto puedan modelar la práctica por sí mismos. Hay una liga muy cerca entre diseño e implementación, así que todos en la estructura institucional, sin importar su cargo oficial, puede llegar a un salón de clases y modelar la práctica para maestros y estudiantes. A través de este vínculo entre diseño e implementación, estás asegurando que provees el apoyo que los maestros necesitan y también estás modelando con tu ejemplo. El desafío central, entonces, es la lógica contra-cultural de esta práctica y política.

SARA: Para agregar algo a que lo que dijo Santiago: Otro de los cambios culturales más grandes sería presentar la idea de que cualquier persona puede ser un maestro. Esto puede ser difícil para algunos maestros, que aún sus alumnos pueden ser agentes de cambio en su salón de clases y agentes de la reforma de la educación. No pensamos en esto en los Estados Unidos. Cuando pensamos en las políticas más de moda en los Estados Unidos… sé que en Nueva York, están considerando evaluar a los maestros y pagarles más a los “buenos”, entre comillas. No pensamos que quizás los alumnos pueden ser maestros. No pensamos “por qué no intentamos involucrarlos en un sistema nuevo e interesante que les da la oportunidad de mejorar su propia escuela.”

SANTIAGO: Me gustaría agregar una reflexión más a lo que dijo Sara. Esta práctica de la relación tutora se ha expandido tan rápido porque hemos confiado en el poder de la persona ordinaria. En vez de tratar a los maestros como “obreros” que necesitan trabajar como las autoridades esperan que trabajen, nosotros los tratamos como profesionales de una manera respetuosa, abierta y honesta. He visto, a través de mi trabajo con la organización de la Institución para la Educación Democrática en América, que hay mucha voluntad para mejorar la educación por parte de los maestros en los Estados Unidos. Están tratando de mejorar las vidas de sus alumnos en circunstancias graves, y se les está tratando más como “obreros” que como profesionistas. Al final de cuentas, tenemos el principio de que la gente responda al trato que les das. Si los maestros en los Estados Unidos son tratados como “obreros” van a reaccionar así. Sí les proporcionaras el apoyo moral y técnico que necesitan para poder mejorar el aprendizaje en sus salones de clases, entonces responderían diferente. Hay muchas iniciativas desde abajo donde los maestros  están trabajando con sus alumnos de manera significativa pero están tratando de hacer eso en circunstancias graves, bajo mucha presión de pruebas estandarizadas. El problema es transformar el trabajo en un sistema que trata a los maestros como profesionistas y apoya sus actividades diarias en vez de limitar su práctica.

RAKIM: Reforma cultural, definiciones nuevas de “maestro” y la educación como un movimiento social. Eso es lo que acabamos de escuchar de Santiago y Sara. En realidad aprecio muchísimo su participación. Era exactamente lo que queríamos cuando decidimos hablar sobre las perspectivas internacionales sobre la educación de los Estados Unidos. Espero que las personas puedan seguir el trabajo de ustedes. ¿Hay un lugar donde la gente podría buscar más información?

SARA: Hay un sitio donde ponemos nuestros videos y grabaciones: logroeducativo.wordpress.com, y también, nuestro sitio oficial: http://basica.sep.gob.mx/pemle/

RAKIM: Muchísimas gracias, fue tremendo, y una perspectiva nueva sobre cómo podemos ver la revolución educativa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: